Preparar los recursos humanos para hacer frente a las necesidades del quehacer jurídico, operativo, directivo y de gestión, en materia de comercio exterior ante la globalización y de esta manera responder a las expectativas que requiere la empresa y en general el sector productivo exportador.